Historia de la gratificación

Escrito por Vinatea & Toyama

Luis Chávez, supervisor del Centro de Información y Documentación (CID) del estudio Vinatea & Toyama, comparte detalles acerca de la historia de la gratificación a propósito de su entrega por Navidad en nuestro país.

Las gratificaciones se encuentran reguladas por la Ley 27735 del 28 de mayo de 2002, Ley que Regula el Otorgamiento de las Gratificaciones para los Trabajadores del Régimen de la Actividad Privada por Fiestas Patrias y Navidad, y por su reglamento, el D.S. 005-2002-TR de julio del mismo año; cuyo precedente es la Ley 25139 de diciembre de 1989.

¿Cuál fue su origen?

De acuerdo con el historiador y supervisor del Centro de Información y Documentación (CID) en el estudio Vinatea & Toyama, Luis Chávez, la gratificación tiene su antecedente en el aguinaldo, cuyo origen se remonta a la Antigua Roma (aguinaldo proviene del latín hoc in año que significa “en este año”). Habría sido el rey Tito Tacio quien inició esta tradición de ofrecer regalos con motivo del fin de año; sin embargo, hay referencias etimológicas que permiten rastrear su génesis hasta los pueblos celta. Debido a la influencia de Roma, la costumbre de intercambiar regalos y buenos deseos se extendió por Europa, y cuando se produjo su caída en 476 d.C., las provincias que a la postrera se transformarían en reinos medievales y en estados nacionales la continuaron.

Es así como los actuales países que ofrecen este beneficio lo hacen de diferentes maneras: en algunos casos el otorgamiento de la gratificación se da en una sola fecha (que por lo general coincide con el Año Nuevo como periodo de renovación), y en otros casos, en dos (como el caso peruano en conmemoración de su Independencia y la Navidad).

“La legislación comparada muestra, además, que en determinados países ni siquiera está regulada, siendo una liberalidad del empleador, mientras que, en otros, existe como obligación legal o como resultado de convenios colectivos. Si profundizamos en la historia de las relaciones laborales, la gratificación ha sido una demanda constante y en determinados casos se estableció como producto de negociaciones colectivas, como ocurría en el caso peruano antes de su regulación legal”, asegura Chávez.